logo

Acabo de leer la novela que resuelve la ecuación del amor: Quantic love de Sonia Fernández Vidal, escritora española Doctora en Óptica e Información Cuántica por la Universidad Autónoma de Barcelona. Por cierto, ¿sabían que Einstein es famoso gracias a un periodista que entendió todo al revés?

Acerca del libro, la sinopsis es la siguiente:

Para pagarse los estudios, Laila trabaja como camarera del CERN, donde se ubica el famoso acelerador de partículas. Mientras sirve menús a científicos que tropiezan con las sillas, su corazón oscila entre un atractivo periodista suizo y un joven físico estadounidense que oculta un gran secreto.

En el verano más emocionante de su vida, descubrirá que la ciencia puede ser sexy y que el amor es la energía más poderosa del Universo.

La historia

Se trata de Laila, una joven que va al CERN con muchas expectativas y a la vez con ganas de dar la vuelta y regresar a la calidez de su hogar, sin embargo, decide ser valiente. De ahí, surge su historia, un jefe malhumorado, una compañera de piso bastante singular, dos chicos, y su sentimiento de estar fuera de lugar por desconocer la mayoría de los términos de los cuales se habla. La estructura es básica, aún así, la historia resulta entretenida y original. Aunque hay referencias a personajes famosos, y hechos conocidos dentro de la ciencia no se requiere ningún tipo de especialización el área. Recomendada a quienes busquen una lectura ligera. Ciertamente, hay amor, pero no llega a ser «empalagoso». No obstante, no puedo dejar de pensar ¿Por qué en este tipo de novelas hay un culto excesivo hacia las cualidades físicas de los hombres y mujeres?

Los personajes.

Laila es nuestra protagonista, en la medida, que se desarrolla la historia, ella evoluciona; lleva consigo una libreta en donde anota todas las curiosidades que va aprendiendo sobre la ciencia, para enviárselas por correo a su padre, lo cual me parece interesante. De esas anécdotas, conozco algunas, otras desconozco y otro tanto que, honestamente, no sé si son realidad o ficción. ¡Google es mi mejor amigo! Ella tenía la percepción de que los científicos eran aburridos hasta que conoce a…

Su compañera de piso, Angie, una chica físicamente hermosa, con algunos rencores hacia su madre, pero también posee la capacidad de hablar de la teoría de las cuerdas, e intercalar, «un cotilleo sobre chicos». Eso nos lleva a…

Alessio, un adonis. Periodista, y el segundo amigo que hace Laila en la cafetería. Y es uno de los chicos involucrados en el proceso de descubrir la ecuación del amor. De hecho, la protagonista creía que estaba enamorada de él… Y entra en escena Brian.

Brian, es el rival de Alessio, ambos compiten por el amor de Laila. Aunque, al principio, actúa desinteresado porque tiene un profundo secreto. Es un joven que se esconde en su coraza de científico.

Finalmente, los dejo con una frase y recuerden que el amor es la fuerza más poderosa del universo ¡Nos leemos en la próxima entrada!

Los analfabetos del siglo XXI no serán aquellos que no sepan leer o escribir, sino los que no puedan aprender, desaprender y aprender de nuevo. Alvin Toffler.

 joinus
Anuncios